Noticias

El libro "Pinturas Coloniales de Ánimas del Purgatorio", se presentó en el Museo UPAEP

      

"Pinturas Coloniales de Ánimas del Purgatorio", es el nombre que da título a la más reciente obra del Mtro. Jaime Morera, quien con su peculiar estilo, hace un estudio monográfico en el que profundiza en todas aquellas pinturas que representan a las ánimas en el México Colonial.

El libro, fue presentado en las instalaciones del Museo de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP), donde se reconoció que el mensaje de aquellas pinturas sigue vigente aún en nuestros días; sin embargo, no había sido valorado su contenido, ni su contexto histórico, de ahí la importancia de la aportación que hace el maestro.

"Dicha obra presenta apoyos escriturales y bibliográficos, además de detalladas reproducciones pictóricas que ilustran sus juicios, devela el interesante contenido religioso y social de este abundante y rico género artístico", manifiesta Elisa Vargaslugo R., en una breve pero sustanciosa presentación del texto.

La investigación, dice, se desarrolla a lo largo de tres capítulos; el primero, se basa fundamentalmente en lo teórico, en donde abunda la evolución del concepto del Purgatorio; se explica el cómo nació y se consolidó la imagen moral y física de ese sitio impreciso, hasta quedar sólidamente incluido dentro de la doctrina de la Iglesia.

Otro punto interesante que narra es la tradición y la doctrina, de las penas que se encuentran en el Purgatorio, de las visiones de los santos y su trascendencia en la plástica, concluyendo este apartado con la explicación de la doctrina oficial de la Iglesia.

En el segundo apartado, dicta la presentación, se enfoca al Purgatorio y la devoción a las Ánimas Benditas en la Nueva España, mediante una serie de narraciones y comentarios acerca del papel que tuvieron las visiones de algunas monjas de esa época, en el culto de las ánimas y a la salvación del alma. "El estudio pudo probar que existen imágenes deliciosas, creadas por esas costumbres piadosas, en varias grandes pinturas", manifiesta Elisa Vargaslugo.

Por último el tercer capítulo se ocupa de los medios de endoctrinamiento, es decir, la palabra hablada en los sermones, la palabra escrita en los catecismos, tratados dogmáticos, poesía religiosa, entre otros, destacando que la pintura fungió como un importante medio de difusión.

A lo anterior se suma un valioso catálogo de pinturas de ánimas completamente ilustrado, con interesantes aportaciones iconográficas, toda vez que este aspecto brinda gran riqueza imaginativa a las obras. "Este catálogo es de por sí una aportación estupenda que acrecentó notablemente el registro de la pintura de la Nueva España", cita.

Asimismo, se hace referencia de que la obra ofrece algunos párrafos en los que se señalan cuáles son las mejores obras e incluso se incluyen comentarios sobre los modelos de composición.

  • Fuente:


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.