Noticias

5 estrategias para minimizar riesgos si piensas emprender

      
Con la actitud y predisposición adecuadas puedes lograr crear un emprendimiento más estable
Con la actitud y predisposición adecuadas puedes lograr crear un emprendimiento más estable  |  Fuente: Shutterstock
  • A pesar de contar con un proceso de preparación previa, emprender implica adentrarse en lo desconocido.
  • Aspirantes a emprendedores y quienes hayan iniciado en este camino deben conocer cómo reducir su nivel de riesgo.
  • Existen algunas actitudes que pueden tomarse de forma previa para tener mayores certezas antes de iniciarse en este camino.

Tienes una idea en mente desde ya hace mucho tiempo. Con el paso de los años, lograste darle algo de forma para que se acerque a un posible emprendimiento, explorando el mercado y procurando comprender siempre tus anhelos y posibilidades.

Existen algunos detalles por ultimar, pero la esencia de tu futuro emprendimiento es clara, a tal punto que incluso tienes un plan de negocios listo. Pero por alguna razón, nunca te decides a dar ese paso definitivo y comenzar a darle vida a tu idea... ¿Qué te detiene? ¿Qué te impide avanzar?

Sentir miedo antes de emprender es completamente normal, pues en definitiva hacerlo implica lanzarse a un terreno completamente nuevo en el que existen múltiples aspectos que pueden fallar. Sin embargo, dejar que esta idea te detenga puede ser un grave error.

Existen algunas estrategias que puedes utilizar para minimizar los riesgos de emprender. Estas no aseguran que tu emprendimiento no corra ningún riesgo, simplemente, reducen la posibilidad de que ocurra.

¿Te gustaría emprender? Estas son las 5 estrategias para minimizar riesgos empresariales que deberías conocer:

1) Planificar

Hacer un plan detallado que incluya tanta información como puedas es la mejor estrategia para evitar fracasos. Metas a largo plazo, objetivos inmediatos, posibles campañas de Marketing... Todo lo que se te ocurra puede estar incluido en el plan.

2) Inspirarse

Existen decenas de historias de éxito y fracaso con las que inspirarse o aprender a ser cauteloso. Lo recomendable es que explores tantas como puedas, tanto en tu sector como en otros.

3) Busca asesoría

Tanto para tus planes de negocio como para trabajar codo a codo en el emprendimiento. De este modo, las ideas no serán únicamente tuyas y será más sencillo acceder a un camino acertado.

4) Organizar

Todo lo que sea independiente al emprendimiento pero de alguna forma pueda afectarlo debe quedar organizado antes de lanzar la idea al mercado. Problemas familiares, estudios a medio terminar, todo debe estar organizado para evitar distracciones y fracasos.

5) Conocer tus debilidades

Gran parte de los riesgos que corren los emprendimientos se corresponden con debilidades de los emprendedores. Por ello, si te conoces a fondo y sabes en qué puntos puedes fallar, será más sencillo prevenir.

Emprender puede ser riesgoso, sí. Pero si te quedas con esa única imagen nunca vas a lograr salir de tu zona de confort.

Por ello, es importante que busques reducir al máximo la ocurrencia de riesgos empleando los consejos que te mencionamos anteriormente, pero también que tengas claro que estos pueden ocurrir. Y si lo hacen, lo recomendable es optar por aprender de ellos en lugar de lamentarte por lo que pudo ser de otra forma.

 

¿Tienes las habilidades necesarias para ser emprendedor?

¿Tienes las habilidades necesarias para ser emprendedor?

La educación superior está apostando por el emprendimiento y haciendo hincapié en fomentar las habilidades necesarias para ello. ¿Las conoces?

Regístrate y descubre qué aptitudes tiene un buen emprendedor



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.