Noticias

Mitos y verdades sobre la llegada del hombre a la luna

      
Fuente: Shutterstock

Este 20 de julio se cumplen 47 años desde que el primer hombre pisó la Luna, marcando un nuevo hito en la historia de la humanidad. Este evento fue uno de los más emocionantes de la década del 60, pero a pesar de esto y de las pruebas que afirman su veracidad, hay personas convencidas de que este viaje fue un montaje, una conspiración para demostrar la supremacía de los Estados Unidos. ¿Qué hay de cierto y que hay de falso en esta historia?

Más de 600 millones de personas presenciaron a través de sus televisores la llegada del hombre a la Luna, un día como el de hoy, pero de 1969. Este viaje fue gestado por el presidente Kennedy de los Estados Unidos, cuando en medio de la Guerra Fría decidió que el país invirtiera su fuerza y capital en la creación de un programa para llegar a la Lunaantes que la Unión Soviética, para así demostrar su superioridad en una carrera silenciosa por el avance científico.

Luego del suceso, cuando hubo tiempo para analizar cómo había sido posible este viaje a la Luna, la controversia envolvió el tema. A través de los años se han elaborado diversas teorías respecto al tema y se acusa al gobierno de Estados Unidos  de haber creado un montaje y de que el hombre nunca llegó a la Luna en las misiones espaciales del Apolo.

Antes de elegir creer o no en las teorías conspirativas que rodean este evento, debemos tener en cuenta que el hombre sí llegó a estar en la Luna. De acuerdo a los argumentos que vamos a exponer, quizás no se llegó el 20 de julio, pero está comprobado que las posteriores misiones del Apolo lo hicieron. A través de estos viajes se obtuvieron más de 4 toneladas de rocas y 20 mil imágenes de registro, y representan pruebas suficientes para decir que la humanidad sí llegó a aterrizar en el satélite natural de la Tierra.

47 años después, hay muchas interrogantes en torno a la llegada de Neil Armstrong a la Luna. Los cuestionamientos se desprender de la naturaleza extraña de los registros fotográficos y la baja cantidad de viajes luego del descubrimiento. Si quieres conocer cuáles son los aspectos más controversiales en torno al tema, te dejamos un listado de algunas de las más famosas teorías conspirativas para que puedas cuestionar por ti mismo qué es mito y qué es real en esta historia.

Fue un montaje para demostrar superioridad

En 1969 el mundo se encontraba en plena Guerra Fría, donde Estados Unidos y la Unión Soviética se disputaban el poder, luchando a través de las fuerzas capitalistas y comunistas, respectivamente.

Ambas naciones eran las potencias más importantes del mundo, quienes debían estar constantemente demostrando su superioridad, en una guerra que se caracterizó por la falta de batallas y  una gran cantidad de amenazas apoyándose en el poder armamental y tecnológico de cada país.  Llegar primero a la Luna significaba estar un paso adelante del enemigo, por ello se sostiene que Estados Unidos inventó que había llegado antes a la luna que los soviéticos.

La bandera estadounidense ondea, pero en la Luna no hay viento

Este es uno de los argumentos más extendidos por los que sostienen que el viaje a la luna fue una conspiración. La bandera no puede ondear porque en la Luna no hay atmósfera, debe mantenerse quieta, aunque a través de los videos del suceso vemos que esta se mueve.

Sin embargo, si vemos en detalle el video, la bandera solo ondea unos segundos luego de haber sido manipulada por uno de los astronautas y luego se queda quieta. Entonces ¿es posible que la bandera se haya movido por mera inercia, hasta quedar quedar quieta por completo?

Las sombras proyectadas delatan dos fuentes de luz

Las imágenes  extraídas en la Luna muestran sombras dispersas, algunas que apuntan hacia un lado y otras hacia el lado opuesto, lo que resulta extraño si consideramos que la única fuente de luz en la Luna es el Sol.

Si hay solo una sola fuente de luz ¿cómo obtenemos sombras que se dirigen en diferentes direcciones? Para muchos conspirativos, la única razón que puede explicar esto es que la luz provenga de diferentes focos y esto solo es posible si la Luna es un escenario. Sin embargo hay quienes sostienen que dependiendo el relieve de la superficie que se enfoque, la dirección de las sombras cambia.

Algunas imágenes parecen trucadas

Otra de las inconsistencias en torno a las imágenes, es que algunas de ellas parecen trucadas. Las cámaras fotográficas que se llevaron a las misiones apolo contenían retículas para centrar las imágenes, y muchas de estas marcas parecen desaparecen en las fotografías, lo que parece indicar que han sido editadas.

Hay quienes sostienen que el responsable de este efecto es el suelo de la Luna, que por su brillo puede borrar las retículas existentes en las imágenes. Otros sostienen que en realidad, sí existen imágenes trucadas y han sido descubiertas, pero no por ello podemos creer que el programa Apolo sea una farsa.

Faltan estrellas en el espacio

Otra cuestión dudosa de los registros fotográficos y de las filmaciones que se realizaron en la Luna, es que en ninguna de las imágenes se han podido ver las estrellas, a pesar de que el cielo negro se ve completamente.

Las estrellas son parte esencial del espacio y es imposible pensar en la luna sin ellas, pero hay quienes sostienen que, como en suelo lunar es muy brillante, esto no permite llegar a captar en imágenes las estrellas. Incluso, los astronautas que viajaron, sostuvieron que ni siquiera caminando sobre el terreno lunar se podían ver estrellas en el cielo.



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.