Tuesday :: 16 / 09 / 2014

AdemásBLOGS | CURSOS | ENCUESTAS | FOROSMAPA DEL SITIO

Noticia

Siguen rutas de murciélagos

Usan Rodrigo Medellín y Joaquín Arroyo marcadores químicos para detallar migraciones


ImprimirImprimirEnviar a un amigo EnviarPDFPDF


Por Patricia López

Grupo Reforma

Ciudad de México (30 diciembre 2004).- Con una técnica que identifica ecosistemas a partir de rastros de alimentos, dos investigadores mexicanos trabajan en la descripción de rutas migratorias de las 137 especies de murciélagos que viven y cruzan por México.

Los doctores en biología Rodrigo Medellín Miranda, del Instituto de Ecología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y Joaquín Arroyo Cabrales, del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) buscan evidencias en el presente para vislumbrar el pasado y futuro de estos animales en riesgo.

Medellín evalúa las amenazas de origen humano que impiden la reproducción de los murciélagos, mientras que Arroyo busca fósiles de todas las especies de mamíferos voladores que se adentran en las fronteras nacionales.

Para describir las rutas, los investigadores toman muestras de piel de las alas de los murciélagos y en ellas buscan moléculas de carbono que contienen información sobre la alimentación vegetal de los especímenes y el ambiente en el que las consumieron.

Rutas de primavera a otoño

Hasta ahora, Rodrigo Medellín comprobó que los murciélagos suben por la costa del Pacífico en primavera y bajan por la Sierra Madre Oriental en otoño. El murciélago magueyero menor, en peligro de extinción en Estados Unidos y amenazado en México, sigue esa ruta de sobrevivencia.

"Pero los murciélagos guaneros -según el estudio molecular- no siguen una migración fija, se encuentran en Michoacán, en Arizona o en Texas, y de regreso en Chiapas y Jalisco", comenta Medellín.

Los murciélagos magueyeros tienen una migración "difusa", pues no todos desaparecen en el verano y aparecen en el invierno. Muchos se quedan si hay suficiente alimento, mientras otros se van al norte, donde nacen sus crías, las amamantan y regresan.

Isótopos de carbono, alimento y guía

"Las plantas tienen tres rutas metabólicas que les permiten fijar el carbono del ambiente y del suelo", explica Medellín.

Ese metabolismo produce en el carbono isótopos o núcleos atómicos de diversa estructura y peso molecular. Estas variables del carbono guían a los científicos para identificar las plantas que comen los murciélagos en sitios variados como selvas y desiertos.

"Los isótopos de carbono nos ayudan a identificar el origen de las dietas de los animales que se han estado nutriendo de tal o cual planta", dice.

Las plantas del desierto, como los cactos columnares y algunos agaves, se identifican por estructuras de carbono llamadas CAM, mientras que los pastos tienen carbono 3 (C3) y la mayoría de las plantas carbono 4 (C4).

"Si encontramos un murciélago en la selva seca, donde hay pocos cactos, pero trae en su organismo isótopos estables de carbono equivalentes a plantas CAM, quiere decir que migró de un desierto a una selva. Y si en el desierto localizamos animales con isótopos de carbono de plantas C4, significa que llegaron de la selva seca al desierto", explica el investigador.

Al estudiar fósiles de estos animales, los isótopos estables de carbono ayudan a inferir la dieta de los murciélagos del pasado.

"Rastreamos cuándo ocurrió el cambio a su dieta actual y las aportaciones de estos animales para combatir plagas", comenta Arroyo, quien labora en el laboratorio de Arqueozoología del INAH.

Medellín demostró que los murciélagos observados en la cueva La Trinitaria, en la selva de Chiapas, donde en un mes la población aumenta de 100 a 20 mil animales, viajaron del desierto, quizá de Chihuahua, pues se alimentaron con cactáceas. El investigador también encontró el caso inverso: murciélagos en el desierto de Sonora que comieron plantas selváticas.

Muestras orgánicas

Para comprobar las rutas, los científicos capturan murciélagos vivos, toman pequeñas muestras, del tamaño de medio confeti, de sus alas, y los liberan.

"La muestra del ala se pone en alcohol al 90 por ciento, y en el laboratorio se extrae el material genético (ADN)", comenta Medellín.

El ADN se replica hasta obtener secuencias y patrones para identificar a los individuos y los linajes maternos; luego se comparan las muestras para saber si se trata del mismo grupo migrante.

Conocimiento para la conservación

Medellín encabeza el monitoreo de 12 cuevas ubicadas a lo largo de la costa y la sierra para conocer rutas migratorias e implementar planes de conservación. Planea vigilar 25 cuevas en 18 estados del País.

"En cada cueva hacemos análisis del hábitat y de disponibilidad del alimento, para ver las condiciones ambientales y el tipo de restauración que se requiere para protegerlos", explica.

En su plan de conservación integra a las comunidades locales para sensibilizar a la población y hacerla partícipe de la importancia y el cuidado de estos animales.

"Un solo murciélago café, de los que abundan en México, se come, en una hora, hasta mil 200 mosquitos que plagan las cosechas. Otro estudio nuestro demostró que cada millón de murciélagos destruye unas diez toneladas de insectos por noche", documenta el especialista.

Muchas especies de árboles y arbustos dispersan sus frutos gracias a la acción de los murciélagos.

Frutos como higos, ciruelas, zapotes, guayabas, capulines y pitayas son consumidos por murciélagos, que después de alimentarse dispersan las semillas lejos de la planta madre, depositando nuevas plantas a medida que van regándolas por todo el ecosistema.

"Los murciélagos dispersan de dos a cinco veces más semillas que las aves y muchas de esas semillas son 'pioneras' que inician la regeneración de la selva cuando ésta es cortada y quemada", añade el también líder del Programa de Conservación de Murciélagos de México (PCMM).

Actualmente, Medellín centra su exploración en cuevas nuevas y en un 'cuello de botella' migratorio en la costa del Pacífico entre Nayarit y Jalisco, donde la sierra se acerca a la costa.

"Debe haber una cueva muy grande a ambos lados de ese corredor, pero no la hemos encontrado y lograrlo es una prioridad para el 2005", finaliza el experto.







RSS   


Comentarios para esta noticia

 

Publicidad